“Ya no tengo fuerza ni para estar parado”, el drama del actor mexicano que quedó destrozado por el COVID

En julio del año pasado, el actor mexicano Toño Mauri fue hospitalizado tras dar positivo de COVID. Era el inicio de un drama que todavía hoy lo tiene terriblemente afectado y del que sigue sufriendo nueva secuelas.

Es que en medio de la recuperación, que lleva actualmente desde su casa, debe afrontar puntualmente la impactante perdida de peso que le dejó muy debilitado. Fue así que sufrió una fuerte caída que terminó con el actor nuevamente en el hospital.“Tropecé con el pie derecho, se clavó en el piso. Ya no tengo suficiente peso para sostenerme. Conforme está pasando el tiempo, mis nervios y mis músculos se van activando, entonces alcancé a caer de lado, a moverme de lado. Entonces con la cabeza pegó en el piso y me abrí aquí (la ceja) y un poquito la cadera me dolió. Me hicieron pruebas y no tengo nada roto”, dijo el Mauri a Sale el Sol.

“Tropecé con el pie derecho, se clavó en el piso. Ya no tengo suficiente peso para sostenerme”.

La complicada pelea contra el CovidSu sufrida actualidad se debe a aquel contagio de coronavirus, que lo llevó a quedar internado en un hospital de Miami, Estados Unidos.“Me dolía el cuerpo, me dolía la cabeza, me sentí mal, me sentí débil. La verdad es que pensé que era una gripa porque nos hemos cuidado muchísimo mi familia y yo, hemos estado en la casa sin salir, nos hemos cuidado mucho, mucho”, contó en “Venga la alegría” en sus primeros días con la enfermedad.Luego los problemas para respirar se extendieron, la fiebre se mantuvo y debió ser hospitalizado en terapia intensiva.

“Para nosotros es impresionante ver cómo a pesar de todo, él sigue con ese ánimo”, dijo su hijo.

La batalla contra el COVID 19 se extendió durante cuatro meses, hasta que finalmente los síntomas fueron controlados y obtuvo el esperado test negativo.Es cierto, la enfermedad había abandonado su cuerpo, pero dejaba atrás un serio daño en sus vías respiratorias que no tardó en salir a la luz. Sus pulmones quedaron muy afectados y la lucha ahora pasó a ser un intenso tratamiento para tratar de recuperarlosDías antes del final del 2020 todo cambió. Sus pulmones colapsaron y tuvo que ser inducido al coma para poder salvarlo. Fue entonces que se debió programar una urgente operación con un doble trasplante de pulmón para el 15 de diciembre. Las secuelas del COVID fueron demasiado graves.La intervención fue un éxito y su hijo así relató todo lo vivido: “Fue muy emotivo, fue el momento de contar cada quien su lado, porque sabemos cómo lo vivimos, pero a la hora de comparar historias y ver lo que pasó, es muy fuerte. Para nosotros es impresionante ver cómo a pesar de todo, él sigue con ese ánimo y esa fuerza que nunca ha cambiado, es una inspiración para nosotros”.​Para recuperarse de la operación debió pasar unos meses más en el hospital. Su estado físico para ese momento se había degradado profundamente. Perdió mucho peso y se encontraba frágil, pero para el 20 de febrero recibió el alta para seguir su recuperación en casa.”Gracias a Dios, gracias a la vida, gracias a mi familia, gracias a ustedes, y a los doctores que siempre hicieron su mejor esfuerzo. Lo bueno está por venir”, escribió en sus redes sociales.

Sus piernas perdieron total capacidad y lentamente tuvo que volver a caminar.

Hace un mes Mauri tuvo que ser intervenido quirúrgicamente por segunda vez para poder cerrar su traqueostomía. Y desde entonces está llevando a cabo sus ejercicios de recuperación, en compañía de sus hijos y esposa.Sin embargo no es nada sencillo. Sus piernas perdieron total capacidad y lentamente tuvo que volver a caminar y aunque todo fue con muchos golpes. En general eran lesiones pequeñas sin gravedad, aunque el último le dejó una herida en el rostro por la que debió ser hospitalizado, aunque se encuentra fuera de peligro.Nuevamente en casa, el actor se muestra con energías pensando en su vuelta al trabajo: “Hay mucho que hacer, yo entré pesando mi peso normal, que era 64 kilos. Hoy peso 48, pero durante este proceso estoy viendo cómo poco a poco, con la comida y el ejercicio, mi peso va para arriba”.

Toño Mauri: “Cada noche, cada día llegué a pensar que era mi último día”.

Además, agregó: “Cada noche, cada día llegué a pensar que era mi último día, porque estas solo, tus familiares no pueden estar contigo, sólo le pedí a Dios que me ayudara porque yo quería ver a mis hijos y a mi esposa una vez más”. Toño ya anunció que llevaría su experiencia con el COVID-19 a la pantalla chica a través de un documental producido por su hijo, y a su vez agregó que un escritor que lo contactó también narrará sus peores momentos con el Coronavirus, pero en papel.

.st0

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

MéxicoCoronavirusPandemia

.st0

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente