Discusiones al interior del psicoanálisis

Por Abel FainsteinSiguiendo la respuesta de Edipo a la esfinge: “Sólo la voluntad del hombre puede más que el destino” y al Edipo como travesía que requiere de lo extranjero para incluir la alteridad, el libro Debates cruciales en psicoanálisis es testimonio de un camino que hace más de quince años recreamos con Leticia Glocer Fiorini a través de la Editorial de la Asociación Psicoanalítica Argentina. Es expresión de nuestra manera de pensar y practicar el psicoanálisis: respetar la hipercomplejidad, la diferencia en sí y en ese sentido la alteridad. Fiel a estos postulados, y ajeno a una totalidad que no reconoce fronteras, la inclusión de lo extranjero que estaba en nuestro horizonte inicial se traduce en las páginas de esta compilación. Reúnen no solo aportes de otras disciplinas que sostienen un diálogo con el psicoanálisis, sino también una pluralidad de autores y teorías psicoanalíticas.Coincidiendo con que el psicoanálisis será contemporáneo o no será, Debates Cruciales… es un libro de enorme actualidad inmerso en el pensamiento de esta época. En el sentido de pensamiento crítico pero también de adecuación a lo epocal. La práctica psicoanalítica en sus distintas variantes, la capacidad de representación del psiquismo, la realidad virtual, la fecundación asistida, drogadicción, sexo y género, cuerpos mudos o lastimados, enfermedades psicosomáticas, lazo social, son solo algunos de los temas que los diversos autores abordan.Hoy tiene bastante consenso el que una parte central de la formación permanente de un analista y del desarrollo futuro del psicoanálisis son los debates entre colegas. Favorecerlos es la razón de ser de una institución psicoanalitica y estos debates tienen como característica distintiva el reflejar un período reciente de debates en la APA. Cuerpo, Edipo y sexuación son significantes que ordenan el contenido de sus páginas pero que además enmarcan una manera de pensar el psicoanálisis que es cara a la historia de las ideas en la APA y en buena parte del psicoanálisis rioplatense allí originado.Más allá de su fuerte impronta freudiana, se trata de un libro contemporáneo en cuanto expone un psicoanálisis abierto a las condiciones de época, al diálogo entre disciplinas, analistas de distintas instituciones, y autores de distintas generaciones. Tiene un fuerte basamento en la clínica , en la historia, en la literatura y en el arte como forma de leer la clínica, en este caso especialmente el arte contemporáneo. Transita los límites y se desborda.Los textos exhiben analistas trabajando, atentos a las implicancias en su práctica de las teorías, los ideales y la ideología del analista, sobre todo cuando se intentan esquematizarlas e imponerlas al paciente de modo más o menos consciente. La modulación de lo incestuoso, o crear un entramado capaz de contener aquello que no ha podido adquirir representación, son expresiones de esa práctica.Fiel a su contemporaneidad, estas páginas se ubican en relación al Holocausto y al fascismo. Varios de los autores proponen un concepto ampliado del Edipo que trasciende lo microfamiliar y Edipo Rey de Pasolini, más allá de un drama familiar, se nos presenta como un filme sobre el poder en la sociedad contemporánea y sus vínculos con el fascismo y el autoritarismo. Si Edipo es un héroe, lo es porque trata de salir de ese círculo. En los debates intradisciplinares que refleja el libro, destacaría el que sostienen autores que, con la premisa “todos somos diferentes” –siendo la diferencia indisociable de la alteridad– cuestionan el pensamiento binario que gira alrededor de primacía fálica y castración en las teorías freudiana y lacaniana acerca de la sexualidad femenina. También el cuestionamiento de lo familiar como primario a lo social. Problematiza el concepto de lazo social, se cuestiona el que algo sexual necesite desexualizarse para volverse social, y se lo asocia a una sociabilidad que ya está en el genotipo y en el prodigioso desarrollo del lóbulo frontal en los últimos tres meses de vida intrauterina. Muchos de estos desarrollos son tema del Foro de Psicoanálisis y Neurociencias de la APA que creamos hacia el 2000.Freud no elige Hamlet –el drama más psicopatológico– y sí Edipo, conflicto dramático del hombre con el destino. ¿Por qué plantear que la prohibición del incesto separa naturaleza de cultura?Las críticas de Deleuze y Guattari no son, se nos dice, al psicoanálisis sino a la rápida aplicación del Edipo a cualquier fenómeno. Cuestionan una forma de hacer ciencia que se limita a identificar constantes y universales perdiendo el espíritu crítico y propone descubrir la naturaleza, formación o funcionamiento de sus máquinas deseantes independientemente de toda interpretación. Es una idea que de alguna manera sostiene este libro. Enfatiza la singularidad, el caso por caso, la subjetividad de la época , los excesos de la interpretación, y el peso de las teorías e ideologías. En una época en que muchos hablan de una crisis del psicoanálisis estos debates hablan de su vigencia.Abel Fainstein es Psiquiatra y psicoanalista, ex presidente de la Asociación Psicoanalítica Argentina APA

Fuente

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *